Cada vez son más los hogares que deciden usar la aerotermia con radiadores como parte de su sistema de climatización, es una tecnología reciente que, además de cumplir con su función de generar frío o calor, es completamente amigable con el medio ambiente, pues más de la mitad de la energía que emplea, la toma a través de la fuerza del aire.

Es un sistema 100% eficiente, con muy buenas prestaciones y de fácil instalación (aunque siempre debe hacerlo un verdadero experto).

En los últimos años, se ha convertido en uno de los sistemas con más demanda en España, dado que no necesita casi mantenimiento, además de no generar residuos contaminantes. ¡Una auténtica maravilla!

aerotermia con radiadores

Cómo funciona la aerotermia con radiadores

El sistema de aerotermia con radiadores basa su principio a través de la producción de agua fría o caliente, y la transferencia de esta temperatura al ambiente circundante, donde:

  • La bomba de aerotermia funciona como un generador, es decir, con la energía del aire es posible calentar o enfriar el agua del sistema hidráulico.
  • Los radiadores actúan como emisores, reciben agua para trasladar su temperatura al entorno en un intento de enfriar o calentar la estancia en la que están situados.

Para subir la temperatura del agua, el sistema de aerotermia con radiadores emplea un gas que se encarga de comprimir y descomprimir. Este sistema funciona de la siguiente forma:

  1. Descomprime el gas con el propósito de bajar la temperatura, esto reduce la presión del gas, haciéndolo más frío para que pueda absorber el calor del aire exterior (incluso por debajo del punto de congelación).
  2. Comprime el gas para elevar su temperatura.
  3. Este gas pasa por el intercambiador de calor, donde cede calor al agua del circuito y luego entra al radiador.

Aerotermia con radiadores convencionales

Los radiadores son una parte esencial de la mayoría de los hogares con calefacción, son los emisores que se conectan a la caldera de gas para calentar el espacio. Pero con el tiempo, aparecieron en el mercado radiadores más modernos y eficientes, que mejoraron lo anterior. Esto mismo sucedió con la llegada de la aerotermia como alternativa a las calderas de gas.

Pero, ¿usar radiadores para aerotermia? Sí, se puede. Aunque es importante tener claro que solo servirán para un sistema de aerotermia con alta temperatura.

Hay que recordar que los radiadores tradicionales funcionan de manera eficiente a temperaturas en torno a los 70-80 ºC, mientras que la aerotermia como tal está diseñada para producir agua a temperaturas más bajas.

Por esta razón, se requiere un sistema aerotérmico de alta temperatura, el cual cuente con un doble compresor para calentar aún más el agua.

Ventajas

Una de las características resaltantes del sistema con aerotermia con radiadores convencionales es que solo se debe instalar el calentador de aire y conectarlo al circuito de calefacción, lo cual es muy económico.

  • De fácil instalación.
  • Garantiza un ahorro cuantioso en gastos de calefacción.
  • Su mantenimiento también es barato.
  • Es silencioso y no genera gases de contaminación ni CO2.
  • Durante todo el año, ofrece el mejor confort de temperatura.
  • Un radiador de baja temperatura puede funcionar perfectamente entre los 35º y 50º, mientras que un radiador de hierro fundido necesita 80º y un radiador de aluminio más de 60º

Desventajas de la aerotermia con radiadores convencionales

Una de sus grandes desventajas es que el sistema de aerotermia de alta temperatura consume más energía que la aerotermia de baja temperatura.

Por tanto, si es posible, es preferible instalar un sistema de aerotermia con radiadores de baja temperatura o sencillamente un sistema aerotérmico con suelo radiante, de forma que la bomba de calor aerotérmica solo necesite calentar el agua a unos 35 ºC para proporcionar calor.

Otro punto importante que se debe tener en consideración es que, como los radiadores para aerotermia no están diseñados para trabajar a baja temperatura, no son tan buenos durante los meses de verano cuando la aerotermia toma energía del aire para crear agua fría y proporcionar refrigeración.

Para este propósito, se instala un dispositivo llamado turbofans en la parte inferior de cada radiador.

aerotermia con radiadores convencionales

Aerotermia con radiadores de baja temperatura

El sistema de aerotermia con radiadores de baja temperatura es la solución ideal para aclimatar los hogares, ya que este tipo de radiadores son capaces de calentar el agua a 35-40 ºC y funciona muy bien en modo frío.

Los radiadores de baja temperatura, además de combinarse perfectamente con la aerotermia, también se acoplan con otros sistemas de climatización, por ejemplo: sistema de calefacción solar, caldera de condensación, caldera a baja temperatura y bomba de calor.

En cuanto a la estructura y funcionamiento de los radiadores de baja temperatura, es importante resaltar que, a diferencia de los radiadores tradicionales que van de los 70 a los 90°, los radiadores de baja temperatura tienen un rango máximo de temperatura de 40 a 50°.

Otro punto destacable es que los radiadores de baja temperatura son más grandes que los radiadores convencionales, para garantizar un confort térmico óptimo, una de las razones por la que se amoldan tan bien al sistema aerotérmico.

Beneficios

Por el solo hecho de que estos radiadores trabajen a baja temperatura, hace que la bomba de calor pueda mejorar notablemente su rendimiento, debido a que tiene que calentar menos agua.

La aerotermia con radiadores de baja temperatura es uno de los sistemas más eficientes actualmente en el mercado.

Estos radiadores se caracterizan por tener en su interior una unidad de intercambio de temperatura, que reduce el consumo de agua en un 80%, aumentando la eficiencia.

Muchos de ellos cuentan con ventiladores para facilitar la ventilación, lo que reduce el tiempo de calentamiento y aumenta la eficiencia.

Desventajas

El principal inconveniente puede ser el coste de los elementos, así como su instalación. El precio de los radiadores suele rondar los 200€ por unidad (incluidos los gastos de instalación, de 450 a 500€). La buena noticia es que se amortiza en muy poco tiempo ahorrando facturas con este sistema combinado.

Aerotermia con radiadores precio

Ya que conoces las características y funciones de la aerotermia, hay otro factor importante que hay que conocer: El precio.

Por lo general, el coste de instalación de un sistema de aerotermia ronda entre los 8.000 y 25.000€, dependiendo de las necesidades del usuario y las características propias de la vivienda; aunado a esto, hay otros factores que pueden incidir en el presupuesto:

  • Potencia del equipo.
  • Tamaño de la vivienda.
  • Si va a usarse solo para calefacción o sistema mixto.
  • Tipo de emisor (características de los radiadores, si es con gasoil o si es suelo radiante).
  • Si es un sistema de aerotermia de baja o alta temperatura.

El precio de la aerotermia con radiadores convencionales varía según las características de la vivienda y, por supuesto, su superficie. Es importante saber que el precio por m2 se reduce a medida que aumenta el tamaño de la instalación, en otras palabras, en casas más grandes, el coste por m2 será mucho más económico.

Ejemplo: Si vives en una casa con una proporción de 70 m2, requieres una bomba de 6 kW que cuesta 2.301€, es decir, tiene un precio de 383 €/Kw; mientras que, si vives en una casa de 150 m2, necesitas una de 10 kW que vale 3.570€, es decir, tiene un coste de 357 €/kW.

¿Cuánto cuesta la aerotermia con radiadores convencionales?

El precio de la aerotermia con radiadores dependerá de si utilizas radiadores convencionales (porque requieren el uso de aire caliente a alta temperatura) o radiadores de baja temperatura.

Por ejemplo:

Tamaño de la vivienda Aerotermia alta temperatura Radiadores convencionales
100 m2 7.956 € 290 €/unid
170 m2 10.169 € 290 €/unid
220 m2 10.979 € 290 €/unid

Es importante dar a conocer que, si un usuario desea instalar un sistema de aerotermia y desea usar sus radiadores convencionales en la instalación, entonces deben instalar un sistema de aerotermia de alta temperatura.

Esta opción la eligen aquellos que ya utilizan un sistema de calefacción con radiadores convencionales en su vivienda y quieren sustituir la caldera por una bomba de calor aerotérmica. La desventaja de este sistema es que consume más energía porque funciona a altas temperaturas, por lo que la bomba es más cara. Lo bueno es que, si ya tiene un radiador, se puede ahorrar mucho en el coste de instalación.

¿Y si son de baja temperatura?

Si la instalación de aerotermia con radiadores es un sistema con baja temperatura, el precio varía:

Tamaño de la vivienda Aerotermia baja temperatura Radiadores convencionales
100 m2 6.924 € 450 €/unid
170 m2 9.296 € 450 €/unid
220 m2 10.07 € 450 €/unid

Este tipo de sistema es bastante completo; el coste de la instalación de aerotermia con radiadores es mucho más económico en comparación con la aerotermia de alta temperatura; no obstante, el coste de los radiadores es mucho mayor.

Vale la pena mencionar que, gracias a su alta eficiencia, la inversión se recupera en un tiempo bastante rápido, ya que permite un buen ahorro en las facturas.

¿Qué es mejor, la aerotermia con radiadores o la caldera de gas?

Cuando se compara la aerotermia con radiadores de baja temperatura, con los sistemas de calefacción tradicionales, como las calderas de condensación con radiadores de aluminio, descubrimos las ventajas del primer dispositivo sobre el segundo. Por ejemplo:

Para el caso de la aerotermia con radiadores de baja temperatura:

  • Son aptos tanto para calefacción como para refrigeración.
  • Un estupendo rendimiento.
  • Permite un buen ahorro en facturas.
  • Es amigable con el medio ambiente, cerca del 70% de su energía la obtiene a través del aire.
  • Poco mantenimiento.
  • Un sensor que desactiva al radiador en caso de que no se encuentre nadie en casa.
  • No reseca el aire.
  • No produce ningún ruido molesto.
  • Como desventajas, cabe destacar que el coste de instalación es algo elevado.
  • Tiempo de instalación medio.

Caldera clásica con radiadores convencionales:

  • No produce refrigeración en la estación veraniega.
  • Un rendimiento medio.
  • Muy poco ahorro en el tema de las facturas.
  • Obtiene casi toda su energía del gas (combustible fósil) no es amigable con el medio ambiente.
  • Revisión bienal.
  • No cuenta con ningún sensor.
  • Reseca por completo el aire.
  • No produce ruido.
  • Su inversión es bastante baja.
  • Instalación rápida.

Cuando se hace un análisis a profundidad, el sistema aerotérmico reduce la factura hasta en un 70% y el coste en un 52%. No se reducen en la misma medida porque las calderas utilizan gas natural y la aerotermia utiliza luz, la segunda fuente de energía más cara.

¿Cuánto cuesta sustituir una caldera por aerotermia?

Es posible hacer una sustitución de caldera por un sistema aerotérmico, esto tiene un coste que dependerá de los emisores instalados y el tamaño de la vivienda.

  • Para el caso número 1: Si la instalación se lleva a cabo con emisores de baja temperatura (radiadores o suelo radiante) el coste es mucho más económico al cambiar por aerotermia, porque hay que instalar una máquina térmica de baja temperatura.

El precio de sustituir una caldera de gas por un sistema de calefacción por aerotermia en un piso aproximadamente 100 m2 (si tiene un sistema de extracción preparado para funcionar a bajas temperaturas) sería de 7.861 euros. De estos costes hay que descontar una subvención estatal de 3.000 euros, por lo que el precio para pasar al sistema aerotérmica es de 4.861 euros.

  • Para el caso número 2: Es decir, instalación del sistema de aerotermia con radiadores convencionales, es necesario la instalación de un sistema aerotérmico de alta temperatura, cuya instalación es mucho más costosa. Una de las formas de mejorar este sistema es mediante el turbofan o una caldera de aerotermia con radiadores.

La instalación de aerotermia con radiadores y los emisores en el mismo piso de antes sería de 4.861€ en el mismo piso + el coste de los radiadores o suelo radiante. Con 7 radiadores de baja temperatura, el precio total es de 8.361 euros frente a los 10.251 euros con suelo radiante.